miércoles, 12 de setiembre de 2012

Héctor Acosta “El Torito”, tronó, y de qué manera. Dice “El único patrocinador que tengo hasta el momento es a Dios. Pese a que he enviado decenas de cartas. Ver vídeo.


Héctor Acosta “El Torito”, tronó, y de qué manera.
Hace un instante compareció al programa “El Mismo Golpe” de Jochy Santos, donde además de anunciar su concierto a precio popular en la Arena de Santiago, denunció el hecho de que ni siquiera su empresa auspiciadora le ha dado patrocinio para el mismo.
“El único patrocinador que tengo hasta el momento es a Dios. Pese a que he enviado decenas de cartas, no tengo un solo patrocinador. Pero si fuera un Juan de los Palotes de fuera hasta un jet privado le ponen para que los traiga.”, dijo “El Torito, con un dejo de amargura.

Y añadió: “Lo grave de eso es que los primeros que me dijeron que no fueron con los que yo tengo convenio, por los que yo arriesgué la faja.
Sin embargo, con una firmeza y una determinación asombrosa, del mismo modo dijo:
“Yo voy con Dios y con el pueblo para la arena”, siendo aclamado con gran algarabia por todos los presentes e integrantes del programa “El Mismo Golpe”.
“Yo estoy haciendo un evento practicamente gratis para el pueblo, para la gente que no puede pagar, y ni así me apoyan”.
Como un detalle chocante, que aún cuando no fue tratado por El Torito durante su comparecencia en “El Mismo Golpe” se resalta el hecho de que en su anterior participación en un concierto en el mismo lugar, el artista y su equipo de produccíon sufrieron todos los rigores del bloqueo de la empresa cervecera que en ese entonces rivalizaba con la que el artista había firmado.
Pese a todo el bloqueo de vallas publicitarias que le dueron desmontadas en la ciudad de Santiago, la promoción del Torito en la Arena continuó contra viento y marea.
Enfrentando una rabiosa oposición como resultado de la guerra cervecera que se verificaba en su momento de mayor intensidad, dos días antes del concierto, un grupo de técnicos con los que se contaba, se retiraron del mismo, alegando que tenían un compromiso en la capital, con un espectáculo patrocinado por la competencia para otro artista, el mismo día y a la misma hora.
Ello por solo citar una parte de todas las vicisitudes que no solo vivió El Torito, sino también otros artistas que firmaron contrato con la cerveza Brahma.
Hoy día, en que luego de una negociación las dos empresas cerveceras estean juntas, El Torito sufre en carne en propia los resultados de una negociación, que con muicha antelación algunos dijeron, que en vez de hacer bien, haría mal.
Ahora todo está de un solo lado. No hay ya que competir…Los presupuestos publicitarios se reducen al mínimo.
Por ello no han faltado los que argumentan que esa compra de Brahma a Cervecería Nacional Dominicana, es lo peor que le ha pasado al arte en estos tiempos.
Si a eso se le suma, que empresas como Claro y Orange, sólo patrocinan espectáculos de estadios, con figuras internacionales, sencillamente hay que decir, “no más palabras magistrado”.
En lenguaje llano, y coloquial hay una frase que define mejor la situación: ¡Esto se jodió!.

Publicado por Joseph Caceres

No hay comentarios.: